Mariano Turner y su propio desafío en la Regata del Río Negro

«Cuando el esfuerzo duele, cuando el sacrificio cuesta, cuando notes que se ensancha el alma y el corazón. Ahí están los resultados».
Mariano Turner, neuquino, odontólogo de profesión y participó de los juegos parapanamericanos y mundiales, es uno de los competidores de la categoría Máster C de la Regata del Río Negro.
Compite junto a Maximiliano Chierasco, integrante del Ministerio de Deportes y su entrenador, y para poder estar en lo alto de la competencia entrenaron durante meses una hora y media por día en el club Cepron.
Sufrió la amputación de una pierna por un accidente el día que jugaba a la pelota con amigos siendo un niño con 10 años de edad.
Ese accidente no fue un obstáculo en su vida y lo demuestra día tras día. Hizo todo tipo de deportes, incluyendo natación hasta llegar hasta la Regata.
Para Mariano esta competencia es un desafío personal y llegar a Viedma sería más que una satifacción.
«No es una carrera fácil y tal vez a futuro me pondré objetivos. No es impedimento un Kayak y la discapacidad uno la vive como si fuese una pequeña dificultad, pero siempre se sale adelante», dijo Turner

Dejanos tu comentario